< Volver

Visión de Mercados · Abante Asesores | Marzo 2015

Mercados & Gestión |

abante icons Dos colores-53Los mercados internacionales cerraron febrero con tono positivo y hemos visto cómo las bolsas siguieron una evolución sincronizada, con avances superiores al 5% en Europa, Estados Unidos y Japón. En el último mes se han dado varias circunstancias que han aliviado las incertidumbres que pesaban sobre los mercados, con la extensión del rescate griego, el acuerdo para el cese de hostilidades en Ucrania y el rebote del precio del petróleo.

Así, los sectores cíclicos han tenido una buena evolución en el mes, mientras que los más defensivos se han comportado peor. Han destacado positivamente Materias primas (+8,8%) y Consumo cíclico (8,3%) y, por el lado negativo, Servicios públicos (-3,6%) y Consumo básico (-3,9%).

En términos de valoración seguimos viendo más oportunidades en Europa y en Japón que en Estados Unidos. Los beneficios de las empresas norteamericanas se están revisando a la baja, lo que apunta a un crecimiento por debajo del 5% para 2015 (caída de las petroleras y efecto dólar adverso –se estima que un 50% de los beneficios de las compañías estadounidenses se obtienen fuera del país), mientras que en Europa y Japón se esperan crecimientos de beneficios de doble dígito.

En cuanto se ha despejado un poco el terreno, como ocurrió en febrero, las bolsas han subido con fuerza. Los inversores tienen pocas alternativas rentables, los flujos hacia la renta variable siguen siendo elevados y todo apunta a que esta tendencia –a costa de encarecer el activo- pueda prolongarse durante una buena temporada.

Aconsejamos una exposición a renta variable del 55% -ligeramente sobreponderados en el activo-, una importante infraponderación en renta fija (30%) y una ligera sobreponderación la inversión en activos monetarios (15%).

Renta fija

La renta fija de gobierno tuvo un comportamiento mixto en febrero, con el bono alemán a 10 años en el 0,33% y el estadounidense prácticamente en el 2%. Por su parte, la renta fija corporativa y la emergente obtuvieron resultados positivos en el mes. El tipo de interés del high yield –empresas con peor calidad de crédito- cayó desde el 6,79% hasta el 6,40%.

La Reserva Federal estadounidense sigue analizando cómo será la subida de tipos y el mercado descuenta que, como pronto, será en junio, aunque se espera que se produzca en septiembre. Y el Banco Central Europeo ha puesto en marcha el programa de expansión cuantitativa. En este contexto, las principales divisas internacionales ofrecieron una evolución dispar frente al euro. El dólar cerró febrero con el tipo de cambio próximo al 1,12 y el yen cayó un 1% frente a la moneda única.

Puedes descargar el documento de Visión de mercados completo en PDF.