< Volver

Ángel Olea: “Esperamos que 2018 siga siendo positivo para los activos de riesgo”

Mercados & Gestión |

Ángel Olea, director de inversiones de Abante, analiza en el vídeo de visión de mercados del cuatro trimestre cómo se han comportado los mercados financieros en 2017 y hace balance del resultado de los fondos de Abante. Asimismo, Olea reflexiona sobre lo que podemos esperar del año que acaba de comenzar.

Hemos cerrado un año 2017 muy positivo. Para las economías a nivel global ha sido un año de fuerte crecimiento y, además, ha sido un crecimiento muy sincronizado, algo que no observábamos desde hace mucho tiempo”, explica Olea en el vídeo.

Evolución muy positiva en 2017

“Las bolsas, sobre todo en países emergentes, que se ven beneficiados por esta dinámica de crecimiento global sincronizado, han tenido una evolución muy positiva y no solo en renta variable, sino también en renta fija”, sostiene Olea.

Por áreas geográficas, el director de inversiones de Abante, resalta el comportamiento ejemplar de la bolsa estadounidense -con todos los meses subiendo en rentabilidad- y el comportamiento bueno, pero no tan positivo, de la bolsa de europea. Sobre la evolución de Europa, Olea recuerda que el año comenzó muy bien pero que luego las rentabilidades se vinieron un poco abajo debido, en parte, a la fortaleza del euro. Olea también destaca la evolución positiva de la bolsa de Japón.

En el mercado de renta fija, destaca el comportamiento dispar que se ha observado durante 2017. Así, recuerda que “los activos de renta fija que tienen más riesgo asociado, como es la deuda emergente, ha tenido un comportamiento razonablemente positivo en 2017”.

Escenario para 2018

“Seguimos viendo oportunidades en los mercados financieros, el crecimiento económico va a continuar en 2018. El impulso de finales de 2017 se sigue manteniendo y se está notando en los primeros datos que vamos conociendo”, explica Olea.

En este escenario, hace hincapié en la fortaleza de todas las economías y que muchas de ellas, como Estados Unidos y Europa, están creciendo por encima de su potencial, lo que puede trasladarse, como ya se sucedió el año pasado, a los beneficios empresariales.

Fondos de Abante

Sobre la evolución que han presentado los fondos de Abante, Olea destaca que ha sido un año positivo, en el que la mayoría de las carteras ha conseguido batir a sus índices de referencia, por la exposición a renta variable, “donde mantenemos una clara sobreponderación”.

Para el ejercicio que acaba de comenzar, cuenta que van a mantener una exposición muy parecida, con preferencia por la renta variable. Así, explica que ven menos capacidad de generar rentabilidad en Estados Unidos y, por ello, están más centrados en Japón, emergentes y sobre todo en Europa.

Esperamos que 2018 siga siendo positivo para los activos de riesgo, fundamentalmente para la renta variable. Sin embargo, para renta fija tenemos una exposición muy prudente. Pensamos que el riesgo sigue siendo bastante asimétrico con poca rentabilidad a generar y un riesgo elevado en el caso de que los tipos de interés sigan subiendo, como parece que arrancamos 2018”, concluye Olea.