< Volver

Campello: “Nuestro posicionamiento vuelve a ser algo más conservador tras un abril alcista”

Mercados & Gestión |

Los mercados han recibido el mes de mayo con ciertos titubeos. Durante el fin de semana hemos visto cruce de declaraciones entre China y Estados Unidos, ha habido una escalada en la tensión entre ambos países y el mercado ha llegado a temer que se pueda poner en riesgo el avance en las distintas fases de la guerra comercial.

Marta Campello, socia y gestora de Abante, explica en este vídeo que “una de las cuestiones que está dando cierta estabilidad a los mercados en este inicio de mayo es que el precio del petróleo se ha estabilizado ligeramente. Ayer entraron en vigor los recortes acordados por la OPEP y tanto el Brent como el WTI han recuperado bastante del terreno perdido en las semanas anteriores. Todavía le queda mucho que recuperar, porque estamos hablando de que el Brent está en niveles de 30 dólares y el West Texas, de 24, pero sí parece que, de momento, hemos dejado atrás los mínimos marcados hace unos días.

Las economías se enfrentan ahora a una cuestión importante, “que tiene que ver con la reactivación económica”, destaca la gestora. En este sentido, comenta, “los distintos países han ido anunciando y poniendo en marcha los planes para ir retomando la actividad que hasta ahora estaba parada”. Y añade: “Tendremos que seguir todavía conviviendo con la epidemia y controlando que no se produzca un repunte, pero la buena noticia para los mercados es que volvemos a darle al botón de encender la actividad económica. En este sentido, también será muy importante cómo vayan funcionando a partir de ahora los planes de rescate que se han ido anunciando, tanto por parte de los gobiernos como de los bancos centrales”.

De momento, “en Europa nos estamos encontrando con algunas dificultades”, señala Campello. Hoy hemos tenido la noticia de que el Tribunal Constitucional alemán ha dictado una resolución que podría poner en entredicho la participación del Bundesbank en los diferentes planes de compra de activos diseñados por el BCE. “Parece ser que es un tecnicismo que no afecta de momento al último plan lanzado por la autoridad monetaria europea, de 750.000 millones de euros, pero genera algo de ruido en el sistema y los mercados se han puesto algo nerviosos durante la sesión de este martes”, explica.

Mañana tendremos el plan diseñado por la Comisión Europea, que debatirá el Consejo Europeo a finales de semana. “Veremos si los líderes europeos consiguen llegar a un acuerdo que contente a los distintos países y podemos ver esa ansiada respuesta conjunta por parte de las autoridades europeas”, dice la gestora.

Respecto a la evolución de nuestros fondos y carteras, “abril ha sido un mes muy alcista en el que nuestras estrategias principales han recuperado más de la mitad de la caída que habían tenido en marzo”, destaca. “Hemos hecho bastantes cambios en las carteras y lo interesante es ver el efecto conjunto de un mes muy malo, como fue marzo, y de un mes muy bueno, como ha sido abril” subraya.

Cambio en el posicionamiento de las carteras

Así, Campello explica: “En el mes de marzo, los mercados llegaron a caer más del 30%. En ese escenario, nuestras estrategias, con más o menos inversión en renta variable, consiguieron hacerlo muchísimo mejor que el mercado gracias a que habíamos adoptado a principios de año un posicionamiento prudente en cuanto al nivel de renta variable y también habíamos incorporado a todos los fondos una estructura de coberturas que nos ha ayudado muchísimo en las semanas en las que el mercado ha tenido un comportamiento muy negativo”.

Y continúa: “En abril, en cambio, hemos ido recomprando renta variable, para no perder nivel de exposición y hemos ido haciendo un cambio geográfico bastante importante. En concreto, hemos subido prácticamente un 20% el peso de Estados Unidos en nuestras carteras, además, hemos dado algo más de peso también a sectores donde antes estábamos infraponderados, como es el de la tecnología y hemos privilegiado la inversión en compañías de calidad. Esto nos ha permitido capturar buena parte de la recuperación que los mercados han tenido en el mes y nos deja una foto final que muestra unos resultados bastante positivos para nuestros fondos”.

“Una vez que hemos conseguido hacerlo bien en dos entornos de mercados diferentes, nuestro posicionamiento a partir de ahora vuelve a ser un poco más conservador. Por ello, hemos reducido ligeramente los niveles de renta variable de las carteras hasta el nivel de neutralidad y mantenemos todavía la estrategia de coberturas en nuestras carteras y, de hecho, hemos hecho algunos ajustes para tener algo más de protección de lo que teníamos hace unas semanas y también tenemos en cartera un enfoque de calidad mucho más notable de lo que teníamos a principios del año”, añade.

Para terminar, señala: “Todavía podemos tener cierta incertidumbre por delante. El mercado ahora está muy sensible a noticias que tienen que ver con la economía, con el avance de la epidemia una vez que se ha conseguido retomar la actividad y pensamos que este posicionamiento nos puede ayudar a capear mejor el temporal si viniera en las próximas semanas”.